23 August 2011
Diez consejos para lavar tu ropa

¿Quieres mantener tu ropa en buenas condiciones? Te decimos qué cuidados debes tener al lavarla para que esté impecable.

A todas las personas nos gusta tener nuestra ropa lista para ser usada. Para que esto suceda existe todo un proceso que, a veces no resulta muy agradable, pero nadie se salva de hacerlo. Así es, el lavado de la ropa es algo muy importante para poder conservarla en buen estado, por eso que te damos algunas recomendaciones para que logres que siempre luzca como si la acabaras de comprar.

1. Importante: Conoce la simbología internacional del cuidado de las telas para obtener los mejores beneficios en tus prendas.
2. Separa tu ropa antes de cada lavado según los colores y las temperaturas indicadas.
3. Lava tu ropa al revés, los colores se protegerán más y la ropa no se desgastará tan rápidamente.
4. No la dejes remojando y nunca la exprimas. Lo que puedes hacer para tratar de quitar el exceso de agua, es escurrirla enrollándola en una toalla.
5. Lava las prendas delicadas en una “bolsa de lavado”, para conservarlas en perfecto estado.
6. Para las prendas de punto que se pueden lavar en lavadora, se recomienda usar el ciclo de lavado corto y el centrifugado moderado.
7. Si tu ropa tiene entretela o forro, hay que lavarla en seco para evitar que se deforme.
8. No olvides vaciar los bolsillos, cerrar los cierres y abrochar los botones para que no se enganchen a la lavadora.
9. No dejes que el sol le dé directamente a tu ropa. Es un problema muy común y puede causar que se decolore o se reseque.
10. No te arriesgues, usa el nuevo detergente líquido que te ofrece tres innovadoras versiones para todo tipo de ropa, la cual te ayudará a mantenerla como si fuera nueva.

Lava tu ropa según el tipo de tejido

Algodón:

Encoge si se lava con agua caliente. Las prendas de color o estampadas, hay que lavarlas solas la primera vez, ya que tienden a despintarse un poco. Trata de usar secadora con poca frecuencia.

Lana:

Se recomienda lavar con agua fría, tender encima de una toalla y dejarla así para que absorba la humedad.

Lino:

Hay que lavarlo siempre a mano y nunca centrifugarse. La temperatura del agua debe ser media.

Seda:

No admite temperaturas altas ni centrifugado. Para planchar las prendas de estos tejidos hay que hacerlo a temperatura baja y sin vapor.

Tejidos artificiales (como: viscosa, acetato, rayón, entre otros):

Lavar estas telas con agua fría. Se recomienda no centrifugarlos para evitar que se deformen.

Tejidos sintéticos (como: lycra, elastane, poliester, nylon, entre otros):

Hay que lavarlos en agua tibia y plancharlos a temperatura baja y sin vapor.

Reportajes Relacionados

About Author

Adm1n98

(0) Comentarios de lectores

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *