Escrito por Priscilla Heiss P. / Nº 212 /  04 March 2014
Proceso educativo en la primera infancia

• Los primeros años de un niño son fundamentales para su futuro. No sólo por el gran desarrollo neuronal y emocional, sino además porque
en esta etapa se sientan gran parte de las bases de lo que será su vida adulta.
• En Chile diversas agrupaciones trabajan promoviendo el buen desarrollo de la primera infancia, para que se convierta en un tema país.

Que la educación es la base de un país desarrollado no cabe duda, pero que la primera infancia sea uno de los ejes de los sistemas de educación es el tema que se discute hoy en todo el mundo.
Lo preocupante es que en nuestro país, sólo el 50,6% de los niños asiste al jardín infantil, mientras que en las naciones de la OCDE el promedio de asistencia llega al 66% de los pequeños. Los avances en neurociencia han demostrado que la plasticidad del cerebro, es decir su capacidad para modificarse en respuesta a los cambios, es mayor en estos primeros años que en cualquier otro momento de la vida.
Según Felipe Lecannelier, director Centro de Estudios Evolutivos e Intervención en el Niño (CEEIN) de la Universidad del Desarrollo, “los últimos cuarenta años de investigación científica han demostrado que el desarrollo temprano en los primeros años de vida sienta una base -aunque no determinista- del desarrollo posterior de la persona”. Esta base, explica, se desarrolla a nivel genético, cerebral, fisiológico, afectivo, cognitivo y social y entrega lo que se podría llamar un modelo del desarrollo humano. Por lo mismo, y debido a que en esta etapa el niño es más dependiente de la atención de los adultos, es que el tipo de cuidado será también fundamental para comprender el desarrollo temprano.
Por su parte Marta Edwards, directora del Centro de Estudios de Desarrollo y Estimulación Psicosocial (CEDEP), señala “que el desarrollo de un país depende principalmente del capital humano de su población y por lo mismo se necesitan personas con un desarrollo socioemocional y cognitivo, que les permita insertarse en el mundo de la información”.

Por otro lado la profesional, quien también es Consejera de la Fundación Integra, agrega que el desarrollo de la primera infancia es fundamental debido a los siguientes aspectos:

• Es un derecho. La Convención de derechos del Niño firmada por Chile dice que todo niño y niña tienen derecho a desarrollarse en plenitud.
• Gracias al avance de la neurociencia, se sabe que el mayor desarrollo neuronal ocurre en la primera infancia donde se crean los circuitos neuronales que permiten la adquisición de las distintas habilidades cognitivas y socioemocionales.
• La evidencia de la psicología enseña que un apego seguro formado en los primeros años permite la confianza básica y la capacidad de autorregulación, que son fundamentales para la salud mental y el desempeño adecuado.
• La evidencia de la economía dice que invertir en programas a favor de la primera infancia tiene una rentabilidad muy superior a la inversión en programas destinados a otros grupos etéreos. Niños y niñas bien desarrollados tienen mejor rendimiento escolar, desertan menos, de adultos tienen mejores trabajos, etc.
• Favorece la equidad porque todos los niños tienen el potencial de desarrollarse plenamente si reciben oportunidades de aprendizaje pertinente, significativo y desafiante.

Si bien en Chile el tema es cada vez más discutido, el camino a realizar sigue siendo extenso y actualmente una serie de instituciones están convencidas en hacer la diferencia en el desarrollo de la primera infancia.

FUNDACIÓN INTEGRA

Su director Sergio Domínguez, es enfático en destacar que hoy desde la neurociencia de Boris Cyrulnik hasta la economía del premio nobel James Heckman, hablan de la urgencia de comenzar el desarrollo temprano, y de lo determinante que son los primeros años de vida para aprender habilidades cognitivas y sociales. “Cyrulnik, neurosiquiatra y psicoanalista nos habla de la plasticidad cerebral, refiriéndose al impactante número de conexiones sinápticas que se producen durante los tres primeros años de vida. Además, en lo referido a la rentabilidad social, Heckman dice que por cada dólar invertido en educación inicial hay un retorno de ocho dólares cuando ese niño se convierte en adulto”, señala Domínguez.

En Fundación Integra, son conscientes de que el juego debe ser el eje sobre el que deben pensarse las prácticas educativas de calidad, y así mejorar, potenciar, ampliar y fortalecer las posibilidades de aprendizaje del niño y niña.
Además crearon el Área de Familias Comunidad, a cargo de la Dirección de Educación, la que está a cargo de las definiciones educativas que se implementan en los más de 1.000 jardines de todo Chile y cuentan con una Política de Familias y Comunidad, que tiene por objetivo potenciar la alianza familias-establecimientos, que es vital para el logro de aprendizajes en el nivel parvulario.
Respecto a la posibilidad de que algunos niños no puedan asistir al jardín infantil, Domínguez asegura que la fundación va hacia los niños con modalidades complementarias de atención, y en marzo se están celebrando un millón de niños atendidos en sus 23 años de historia.

Las modalidades con las que hoy cuentan son:
• Jardín Sobre Ruedas: jardín móvil equipado con materiales pedagógicos a cargo de una educadora y un animador-conductor. Son 19 vehículos que recorren distintas comunas del país, llevando el jardín infantil hacia aquellos lugares donde las condiciones de pobreza, la baja densidad poblacional y la dispersión geográfica dificultan su instalación.
• Proyecto Hospital: psicólogos, educadoras y asistentes sociales entregan acompañamiento, contención y estimulación a los niños y sus familias, complementando de esta manera el abordaje biomédico de su proceso de enfermedad.
•  Sala cuna en la cárcel: para garantizar educación inicial a niños y niñas que permanecen junto a sus madres privadas de libertad, la fundación cuenta con salas cuna en recintos penitenciarios en Arica, Iquique, Valparaíso y Santiago.
• Jardín en residencia de niños: una educadora y una asistente de párvulos asisten a diario a 2 residencias de la región de Los Ríos, donde realizan actividades educativas, lo que ha permitido una mejor integración social de los niños y niñas.
• Veranadas Pehuenche: experiencia educativa única en el país que entre los meses de enero y abril reúne a educadoras, familias y niños pehuenche en la pre cordillera de la zona de Lonquimay (Región de La Araucanía) para desarrollar actividades pedagógicas.
•  www.integra.cl

FUNDACIÓN OPORTUNIDAD

Un Buen Comienzo, es el nombre del programa con que la fundación Oportunidad enfoca su especial preocupación por el desarrollo de la educación en la primera infancia en nuestro país.
Su directora, Mariana Aylwin, cuenta que luego de seis años de estudio, el programa está enfocado en implementar estrategias nuevas para fortalecer especialmente el desarrollo del lenguaje, clave en los niños más vulnerables, debido a la gran diferencia que existe entre los niveles socio económicos altos y bajos.

Respecto a este trabajo en el área del lenguaje, Aylwin asegura que ha sido fundamental innovar, probar, y hacer que las estrategias sean sustentables en el tiempo. “Hemos involucrado más a los directores y sostenedores, (estos últimos son quienes deben sostener los cambios, incentivar, probar). Por otro lado es importante que exista un currículo más prescriptivo, que se entregue a los educadoras un tópico para trabajar, que pueda ser abordado de varias maneras y que lo trabajen con la información, vayan viendo, evaluando qué pasa con los niños, cómo ampliar el vocabulario, trabajar palabras nuevas, etc”.

Para que todo esto sea sustentable, Mariana Aylwin, asegura que las instancias de compartir las innovaciones, y el cómo hacerlas replicables es clave, por lo que todos los educadores y sostenedores que participan en un Buen Comienzo, se juntan tres veces al año, lo mismo ocurre con los padres.

La Universidad de Harvard, y especialmente el apoyo de Catherine Snow, especialista en lenguaje, han sido fundamentales en este proceso, también Catherine Arbour, quien los contactó con el Institute for Healthcare Improvement, con quien hoy trabajan en hacer sustentables y expandibles los avances e innovaciones, y de quienes han aprendido por ejemplo sobre las estrategias de colaboración.
Uno de los temas que están en debate hoy, es que existen opiniones divididas frente a lo que se denomina sobre escolarización de los más pequeños. Para Aylwin el problema actual es que faltan contenidos en los currículos, además de falta de dominio por parte de las educadoras. En el mismo sentido se atreve a decir que éstas últimas, no debieran tener miedo a que los niños salgan leyendo de kínder. “La experta Catherine Snow nos ha dicho que los niños de kínder y pre kínder podrían aprender hasta 8 palabras en una semana y en el programa Un Buen Comienzo nosotros recién estamos en una y dos. Por otro lado la escritora japonesa de cuentos infantiles, Keiko Kasza, cuenta que en su país los niños de esta edad celebran cuando aprenden a contar hasta el número 100, nosotros llegamos sólo al número 20, lo que genera preocupación”, finaliza Mariana Aylwin.

• www.fundacionoportunidad.cl

RED PRIMERA INFANCIA

Está agrupación está conformada por instituciones sin fines de lucro, que administran salas cuna y jardines infantiles, y que acogen a lactantes y párvulos de sectores vulnerables de la población.
Para estas funciones reciben una transferencia de fondos del Estado (comúnmente llamada VTF, Vía Transferencia de Fondos) a través de la JUNJI, quien además fiscaliza la operación. La atención a los niños y niñas es gratuita, y con los aportes del Estado, más el de las instituciones, se logra financiar la operación de estos jardines infantiles.
Más del 60% de los jardines infantiles de la Junji son de instituciones VTF. Dentro de estos y que pertenecen a la agrupación están los Jardines del Hogar de Cristo, Corporación de Puente Alto, Protectora de la Infancia, entre otros.

Su director, Álvaro Cruz, señala que dentro de los príncipes logros en los casi dos años de vida de la Red Primera Infancia, se encuentran:
• Haber constituido una mesa de trabajo con la Junji y el Ministerio de Educación para identificar y trabajar en los problemas y desafíos que tiene la educación inicial en los sectores vulnerables.
• Se ha conseguido incrementar en más de un 50% el presupuesto para las instituciones VTF, (Vía Transferencia de Fondos) asociado al valor párvulo por niño asistido.
•  Mejoras en la institucionalidad y normativa del sector, lo que ha significado un mejor aprovechamiento de los fondos, mejores condiciones laborales para las educadoras y eficiencia operacional para las instituciones.

El trabajo en conjunto también ha permitido accesos a fondos para capacitación, red de apoyo para programas de buen trato, seminarios sectoriales y otras iniciativas de apoyo a la infancia.
Álvaro Cruz, agrega “uno de los principales problemas y desafíos es atraer a las mejores profesionales y técnicos en educación parvularia para el trabajo con los niños. Este desafío involucra un trabajo conjunto ente las instituciones formadoras (Universidades y Centros de Formación Técnica), y las instituciones prestadoras de educación inicial. El nivel profesional debiera estar acompañado con un nivel de remuneraciones acorde a sus funciones. Esto también involucra una valorización por parte de la sociedad del trabajo que estas profesionales realizan”.

• www.redprimerainfancia.cl

Reportajes Relacionados

About Author

Carolina

(0) Comentarios de lectores

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *