Escrito por María Ester Roblero C. / Nº 225 /  27 May 2015
Ser madre hoy en el planeta tierra

El Informe del año 2014 de World Family Map lleva a concluir que ser madre hoy no es fácil: menos mujeres tienen menos hijos, muchas de ellas los educan solas y hay países donde hasta el 20% de los niños no tienen madre. Paradójicamente, en el mundo existe una gran valoración de la maternidad y del ideal de un hogar formado por un padre y una madre. Esto nos lleva a cuestionar el tipo de sociedades que hemos construido.

Las madres son cada vez más escasas. No solo porque menos mujeres tienen menos hijos, sino porque existen países donde hasta el 20% de los niños viven sin padre ni madre. Esto es lo que informa el World Family Map Project (WFMP) en su versión 2014. Se trata de una iniciativa de la ONG Child Trends, que publica informes anuales sobre los cambios en la familia y su impacto en el bienestar de la niñez.

Analizando las tasas de nupcialidad, fecundidad y los porcentajes de cohabitación y hogares monoparentales en el mundo, este estudio pretende dar a conocer hallazgos importantes para el desarrollo de las personas y especialmente para los niños. En este reportaje les entregamos algunos datos relacionados con la maternidad en el Planeta Tierra.

MENOS NOVIAS

Las tasas de nupcialidad están disminuyendo en muchas regiones. En Estados Unidos cayó del 52% en el año 2005 al 45% en el año 2010.
En otros países desarrollados, como Suecia, solo el 37% de las mujeres están casadas, pero esta tendencia también alcanza a países en vías de desarrollo de América Central y del Sur, donde menos de la mitad de los adultos están casados, siendo Colombia el país con la menor proporción de adultos casados del mundo (20%).

Menos madres

Dada la disminución de las tasas de nupcialidad, los nacimientos que tienen lugar fuera del matrimonio están aumentando en muchas regiones. Las mayores tasas de maternidad extramatrimonial aparecen en América Central y del Sur y en Europa Occidental. En América del Norte, Oceanía y Europa Oriental esas cifras son moderadas, mientras que las tasas más bajas se encuentran en Asia y Medio Oriente.

Aún así, las tasas de natalidad se están reduciendo en todas las regiones. Las más altas se encuentran en África Subsahariana, donde en Uganda, por ejemplo, cada mujer da a luz un promedio de 6,1 niños. En Medio Oriente estas tasas son moderadas, y en América y Oceanía, en promedio como continentes, aún existen niveles de fecundidad suficientes para reemplazar la población en la siguiente generación (esto es 2,1 niños por mujer). Pero en Asia Oriental y Europa estas tasas de fecundidad se encuentran por debajo del nivel de reemplazo.

Vivir sin madre

En gran parte de África Subsahariana las probabilidades de que los niños vivan sin ninguno de sus padres es mayor que en otras regiones. Es el caso del 20% de los menores de edad en Sudáfrica y Uganda. Entre los países sudamericanos analizados en este estudio, el mayor porcentaje de niños que vive sin ninguno de sus padres aparece en Colombia (11%), cifra que se atribuye en a la guerrilla. Mientras, el elevado porcentaje de niños sudafricanos que viven sin ninguno de sus padres se debe a la elevada incidencia de huérfanos del Sida.

MADRES CASADAS, MADRES QUE CONVIVEN

La percepción del matrimonio como institución importante para la vida adulta y su conexión con la paternidad y maternidad varían mucho en cada región y en cada país. En muchas regiones el matrimonio es entendido como una opción y no una necesidad para la supervivencia familiar y la de sus hijos. Pero las razones para esto también varían en los distintos continentes y naciones: mientras algunos adultos buscan mayor libertad y flexibilidad en sus relaciones, otros carecen de recursos financieros y perciben el matrimonio como un proyecto arriesgado.
Según los datos registrados en los 49 países analizados por el Mapa Mundial de la Familia, entre el 50 y el 75% de los adultos del mundo en edad reproductiva mantienen relaciones de pareja, estén o no casados. Llama la atención que las cifras más bajas de vida en pareja se den en países como Chile, Sudáfrica y Singapur: en estas tres naciones menos de la mitad de los adultos cohabitan o están casados. Por su parte, las mayores tasas se registran en Egipto, India e Indonesia.

Las naciones donde hay mayor número de personas casadas están en Asia y Medio Oriente: India (77%), Egipto (80%), Israel (55%). En contraste, en el otro extremo aparecen Suecia (37%), Sudáfrica (30%) y Colombia (20%), donde las tres realidades apuntan a causas muy diversas.

La cohabitación por su parte es escasa en Asia y Medio Oriente y asciende a un 25% de la población adulta en algunos países de Europa como Francia y Suecia. En América del Sur, por razones culturales presentes desde hace mucho tiempo, muchos adultos cohabitan: en Chile el 12% y en Perú el 38% de las personas cuya edad va de los 18 a los 49 conviven.

MADRES SOLAS

Las cifras no se refieren a las madres separadas o divorciadas, sino a aquellas que han tenido a sus hijos fuera del matrimonio. Las razones para esta situación son muy diversas; varían significativamente de un país a otro en la misma región por lo que no son exclusivamente culturales. Por ejemplo, en África Subsahariana los datos indican que solo un 6% de los niños de Nigeria son hijos de madres solteras, mientras que en Sudáfrica el porcentaje sube al 63%.

En general, las cifras de madres solteras son más altas en América Central y del Sur y en países del norte y oeste de Europa. La tasa más alta se encuentra en Colombia donde el 84% de los niños son hijos de madres solteras. Las más bajas se sitúan en Asia y Medio Oriente.

MADRES QUE TRABAJAN

En la mayoría de los países, más 50% de las mujeres mayores de 15 años tienen un trabajo remunerado. En esta línea, una clara mayoría de los adultos del grueso de los países del mundo cree que una madre que trabaja puede mantener una relación tan amorosa y segura con su hijo como una madre que no trabaje fuera del hogar. Este punto de vista está muy extendido en América y Europa: Canadá (78%), Chile (78%), España (81%). Sin embargo, el apoyo a las madres trabajadoras es menor en Medio Oriente donde la participación de la mujer en la fuerza laboral remunerada es menor.

EL “SUEÑO” DE UN HOGAR CON PADRE Y MADRE

A pesar de la variación regional que existe en las actitudes públicas hacia la maternidad voluntaria sin pareja, en general se valora en todo el planeta el que un niño viva en un hogar con un padre y una madre. Esta valoración es muy alta en Asia y Medio Oriente: 90% en Egipto, 97% en Filipinas, 96% en Turquía, por citar algunos países. Pero ocurre algo similar en América Central y del Sur, donde a pesar del alto número de madres solteras, los adultos validan los hogares con padre y madre como espacios con más herramientas para que los niños crezcan felices y cuidados: 82% en Brasil, 88% en Argentina, 93% en Perú, 76% en Chile. La aprobación del ideal padre-madre baja al 63% en Estados Unidos y al 65% en Canadá, mientras que en Alemania sube al 88%.

El contraste entre la dureza de los datos y los sueños expresados en las encuestas indican que nuestras sociedades no aportan ni aseguran las condiciones para que las mujeres puedan ser madres. Y por ello, tal vez la peor cara del Mapa Mundial de la Familia es la de la maternidad.

Reportajes Relacionados

About Author

Carolina

(0) Comentarios de lectores

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *