Escrito por Luz Edwards / Nº 239 /  24 August 2016
Malva Villalón: “La educación no puede reducirse a las tareas escolares típicas”

El movimiento de padres “La tarea es sin tareas” logró instalar el tema en las redes y en el Congreso. Pero para la académica de la UC Malva Villalón el debate de fondo es cómo cambiar el paradigma: para que padres y profesores pongan su foco, no en pasar materia, sino en su aplicación para la vida, atendiendo a la diversidad de talentos y capacidades de sus estudiantes.

El mes pasado, julio de 2016, la Comisión de Educación del Senado de Chile aprobó un proyecto de ley que busca normar las tareas escolares. El paso siguiente es la discusión en el Senado. En paralelo, se pidió al Ministerio de Educación crear una comisión técnica para que analice el tema. El proyecto es fruto de las propuestas del movimiento ciudadano “La tarea es sin tareas” que plantea que “la jornada escolar completa/extendida + tareas para la casa, dejan fuera la posibilidad de que los niños puedan descansar al llegar a casa para reponer energías, el tiempo de juego, la posibilidad de explorar otros intereses, de vincularse con la familia, amigos, la comunidad”.

Quisimos conocer la opinión de una experta. Malva Villalón es psicóloga de la Pontificia Universidad Católica de Chile y doctora en Psicología Evolutiva y de la Educación en la Universidad de Barcelona, España.

¿Cuál es su visión acerca del movimiento “La tarea es sin tareas” que se gestó hace unos meses en Chile?
– Es un movimiento que entiende “la tarea” como un problema que es preciso enfrentar para que los niños y niñas puedan ejercer sus derechos y “las tareas” como ejercicios de trabajo típicos de los textos escolares: preparación de dictados, operaciones matemáticas, cuestionarios con respuestas a buscar y memorizar. Es decir, identifica la educación escolar con “pasar la materia”; presentar conocimientos de diferentes dominios a los estudiantes y hacerlos ejercitarse. Por ejemplo, presentar operaciones de cálculo y luego proponer ejercicios para que los estudiantes las practiquen o reglas de gramática con los ejercicios correspondientes. Una educación escolar de calidad no es esto.

¿Sería más provechoso un debate profundo antes que centrarse en las tareas?
– Tomar ese camino es aceptar que la educación escolar no es más que pasar materia y ejercitarla y no estoy de acuerdo. Toda la educación -y la educación escolar es parte de ella- debe ofrecer oportunidades para aprender conocimientos, habilidades y actitudes que son reconocidas como relevantes para desarrollar los propios talentos e intereses y aportar a través de ellos a sí mismo, la sociedad y la cultura. La revisión de las definiciones de los pilares de la educación del siglo XXI que propone el informe de UNESCO son un referente potente en este sentido: aprender a conocer, aprender a hacer, aprender a vivir con otros y aprender a ser. La educación no puede reducirse a las tareas escolares típicas y, si se trata de la gran tarea de formarse, es tarea para la casa y el colegio todos los días.

Se dice que con la jornada escolar extendida no debiera mandarse trabajo para la casa a los niños…
– La enseñanza escolar en el sentido de “pasar materia” debiera ser una responsabilidad de los educadores profesionales en los colegios, también los ejercicios para fortalecer estos conocimientos y habilidades, especialmente en una jornada extendida. Sin embargo, sí debería promoverse que los padres revisaran con sus hijos los aprendizajes y ejercicios realizados, ya sea cada día o cada semana, para situarlos en el contexto más amplio de la educación para la vida y también monitorear los aprendizajes alcanzados y fortalecer una actitud de valoración del trabajo bien hecho como parte del desarrollo.  Pero ésta no solo es tarea de los padres. También los colegios y sus profesores deben tener su foco no en pasar materia sino en su aplicación para la vida, atendiendo a la diversidad de talentos y capacidades de sus estudiantes.

LA GRAN TAREA PARA LA CASA Y EL COLEGIO ES FORMAR

Para Malva Villalón el concepto de tarea no es el restringido y formal de hacer ejercicios y repetir materia. La tarea de todas las personas implicadas en la educación de un niño es su formación. Dentro de ese proceso que ocurre durante todo el ciclo vital habrá tareas concretas que, dice la educadora, nos corresponde identificar y abordar para poder vivir bien, sea usar una tijera, nadar, tocar un instrumento, comprender un gráfico, cuidar la propia salud, desarrollarse profesionalmente o formar una familia.

En esta misma línea, Malva Villalón explica que la educación escolar y, especialmente, la jornada extendida no puede ser solo pasar materia y hacer ejercicios para fortalecer cada contenido. “Debe incluir proyectos que permitan integrar contenidos distintos, actividades deportivas y artísticas que promuevan la salud, la sensibilidad, la creatividad y los talentos de los estudiantes y sus familias”, describe. Respecto a la participación de las familias, la experta propone que no se remita a las reuniones de apoderados sino que las instituciones escolares deben ser espacios compartidos con las familias para actividades deportivas, exposiciones, conciertos, presentaciones en las que se construya y comparta cultura en un sentido amplio.

¿Es funcional a la formación del niño mandar tareas o lecturas obligatorias para las vacaciones?
– Hace unos años, un grupo de investigadores identificó mejoras en el nivel lector durante el verano en niños de sectores acomodados, no así en niños de menores recursos. Ellos lo llamaron “efecto Harry Potter” porque esos niños lo habían leído durante sus vacaciones y los otros niños no. Este resultado aporta evidencia acerca de la importancia de mantener y desarrollar los conocimientos, habilidades y actitudes que se espera alcanzar como resultado de la educación.
El verano pasado conocí a una mamá que acompañaba a su hija de 5 años a sacar libros en la biblioteca pública de Puerto Cisnes. Era una iniciativa suya, pero apoyada por las educadoras que generaron este hábito en su hija y por las políticas públicas de las que depende esta biblioteca, su personal y equipamiento. Esta es una forma efectiva de “hacer la tarea” y no haciendo tareas en el sentido de listas de ejercicios.

malva-villalon¿Cada colegio debiera tener una política de tareas?
– El foco de un buen programa educativo no pueden ser las tareas y su distribución, sino los pilares de la formación y desarrollo de competencias en el sentido al que ya me he referido. Esto implica involucrar a los padres en la educación de sus hijos de otras formas y en ellas es posible incluir las tareas del tipo “ejercitación” pero de manera marginal. Sugiero conversar cada día sobre lo hecho en el colegio, revisando la mochila y con el apoyo de registros cotidianos realizados por los profesores y enviados a través de las redes. Las TIC se usan actualmente entre los apoderados, especialmente las mamás para averiguar la página de los ejercicios que toca hacer, las instrucciones de la tarea. Un uso más efectivo es que los maestros envíen una síntesis del trabajo realizado cada día o cada semana, con fotos, videos y trabajos que muestren el logro de los objetivos propuestos.

A favor de las tareas se dice que forman habilidades como organizar el tiempo y la responsabilidad.
¿Eso podrían fomentarlo las familias con actividades o motivaciones que no sean académicas y con actividades que provengan del interés de los propios niños?
– Toda la educación debe favorecer la organización del tiempo y la responsabilidad y esto debe fomentarse en la vida familiar y escolar. No se trata de agobiar a los niños en una estructura formal  rígida en el colegio para que lleguen a la casa a echarse, al computador, el teléfono o la TV. Se debe tener la oportunidad de ser un ser humano equilibrado todo el día, desarrollar todos los tipos de inteligencia, incluyendo la inteligencia corporal, cultivar los propios intereses y tener la oportunidad de desarrollar los talentos y también otras áreas. Los buenos proyectos escolares no están encerrados en los muros del edificio solamente, preparan proyectos, exposiciones, actividades deportivas, invitan personas destacadas en distintos campos, van a lugares de interés.

¿Son las tareas un tema a tratar en una ley?
– No creo que las normas sean la solución en lo absoluto. Se requiere examinar los programas educativos de calidad, participar en intercambios y pasantías de maestros y estudiantes para cambiar prácticas poco efectivas que no preparan para la vida.

Logo-la-tarea-sin-tareasGRUPO “LA TAREA ES SIN TAREAS”
El 18 de abril de 2016, se creó el movimiento “La Tarea es sin Tareas” que en sólo un mes ya contaba con más de 57 mil miembros a través de su página de Facebook y que hoy sigue aumentando. El movimiento surgió –según explican en su página web- a partir de la inquietud compartida en grupos de apoderados, redes sociales y en artículos sobre la realidad de las tareas en Chile, especialmente provenientes de Vinka Jackson, psicóloga. Ella desde su tribuna ha difundido su preocupación por temas relacionados con el cuidado de la niñez. Del mismo modo, Paulina Fernández, abogada, ha constatado cómo las dinámicas familiares se han visto afectadas por el exceso de tareas en los niños. Ambas unieron fuerzas y levantaron “La tarea es sin tareas”.

Los temas que les preocupan
• Jornada Escolar Completa. Esta debió haber traído como beneficio la eliminación o reducción de “tareas para la casa”. No fue así. http://latareaessintareas.cl/mision/#1463879601884-97aa756a-8667

• Horas extensas. http://latareaessintareas.cl/mision/#1463879602149-0b08f4c0-9f81
• La legislación laboral expresamente protege a los adultos de jornadas laborales extensas, pero la ley no protege a los niños de jornadas escolares tan prolongadas.

Entre los principios de este movimiento destacan:
– “Los padres somos los primeros responsables de la educación y formación de nuestros hijos, por lo tanto, son legítimas nuestras preguntas”.
– “Independientemente del proyecto educacional del colegio y de la libertad de enseñanza, y de los principios de autonomía y flexibilidad, SIEMPRE son superiores los intereses y derechos de los niños”.

 

 

Reportajes Relacionados

About Author

Carolina

(0) Comentarios de lectores

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *