Escrito por Valentina Trejos / Nº 246 /  10 May 2017
Del hobby a la profesión

Para los adolescentes, decidir a tan temprana edad sobre su futuro puede ser un tema muy difícil de manejar, especialmente cuando ve que sus intereses no van por el camino tradicional. Algunas veces influye fuertemente el “qué dirán” y las presiones externas. Ayudarlos, en familia, a tomar la decisión correcta, es clave para su desarrollo personal y profesional.

Son varios los padres que han estado ahí: su hijo, fanático de la guitarra, comienza a mostrar un talento excepcional para tocar su instrumento favorito. De a poco comienza a perder el interés en carreras más tradicionales y visualiza su futuro como guitarrista de una banda. El profesor le hace saber a sus papás que las destrezas del joven son sobresalientes, casi profesionales. Para ellos puede llegar a ser complicado ver que su hijo se inclina por un estilo de vida que algunas veces es poco estable laboral y económicamente, por lo que no saben si apoyarlo con su decisión o si mejor deberían orientarlo a pensar en un futuro más tradicional.

Esta escena no se ve solamente en el ámbito de la música. Pasa también con la gastronomía, el arte, el teatro, entre varias otras áreas. Son las llamadas “carreras no tradicionales”: aquellas que escapan de las clásicas como Ingeniería, Derecho, Medicina, y que muchas veces son condenadas por tener un campo laboral reducido y sueldos bajos e inestables.

Sea cual sea el campo de interés de un adolescente, es clave el apoyo y la participación de los padres para poder guiar de manera correcta su futuro, y así evitar arrepentimientos o crisis vocacionales a largo plazo.

LA DIVERSIFICACIÓN

“En este rango de edad, un adolescente se encuentra en una etapa del desarrollo donde tiene muchos cambios a todo nivel: físico, psicológico, social e intelectual. Por esto es fundamental que vaya experimentando diferentes cosas, lo que le ayudará a ir definiéndose como persona”, explica Paula Moreno, psicóloga de la Universidad de Los Andes, quien realiza un programa de evaluación y orientación vocacional para alumnos de tercero y cuartos medio. Si el adolescente tiene un hobby muy marcado, agrega el especialista, es necesario que los padres lo orienten a ampliar sus intereses, ya sea en actividades muy distintas a lo que les gusta u otras que funcionen como un complemento. “Como padres es importante fijarnos en qué les gusta, cómo son ellos, qué cosas les apasionan, para poder darles herramientas y que así tengan opciones que les abran caminos en vez de que se limiten a uno”, señala.

LA IMPORTANCIA DE CONVERSAR

Para los padres puede ser difícil saber de qué manera afrontar esta situación y cómo ayudar a sus hijos a descubrir si el camino por el que quieren optar es el que más les gusta. Paula Moreno explica que es importante conversar mucho con ellos para saber si van hacia el lado correcto. Hablar sobre lo que les gusta, lo que no, cómo se ven más adelante, qué sueñan, sus modelos a seguir, entre varios otros temas, ayudarán no solo a los padres a conocer mejor a su hijo, sino a que los adolescentes se conozcan mejor a sí mismos en esta etapa de tantos cambios.

Marcela Brethauer, psicóloga de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso y orientadora del Redland School, considera que también es fundamental observar a los hijos. “Además de conversar sobre sus gustos, tenemos que ver si tienen capacidades reales para eventualmente dedicarse a su hobby, y también fijarnos en si tienen una personalidad acorde para desempeñarlo como una carrera profesional. Claramente, estos factores no siempre concuerdan, por lo que ayudarlos a identificar cuáles son sus miedos o dificultades, y si existe la motivación para trabajar en aquellas áreas más débiles, es crucial”, asegura.

Es importante destacar que a veces no basta solo con el talento, ya que en estas profesiones alternativas la fuerza de voluntad, el esfuerzo y la dedicación son claves. La frase de Thomas Alva Edison se torna aquí muy cierta. “El genio es 1% de inspiración y 99% de sudor” es muy cierta. Es primordial, entonces, que los padres evalúen si a su hijo le gusta este camino porque le parece más fácil o si de verdad quiere arriesgarse por esta decisión.

DEFINIENDO EL DESTINO

¿Se puede saber con certeza qué queremos para el futuro a los 17 años? Para Marcela Brethauer esto es variable. Y para poder resolverlo, un adolescente tiene que comenzar a tomar decisiones. “Parte de madurar es resignarse, dejar atrás ciertos ideales de lo que uno podría ser y tomar un solo camino. Poner a un lado identificaciones provenientes de sus pares, profesores y padres, y ver lo que realmente son ellos mismos”, señala.
Si hemos intentado ayudar a nuestros hijos con los recursos ya mencionados, y aún así siguen confundidos, una buena alternativa es asistir a College o Bachilleratos, los que permiten aclarar las vocaciones profesionales de quienes lo necesitan. Lo importante, dice Brethauer, es no desesperarse, ya que no hay un solo camino a seguir. “Hay personas que requieren de tiempo y experiencias antes de encontrar un sentido para su futuro. Esto no es una pérdida de tiempo, sino que muchas veces es algo necesario para este descubrimiento”, concluye.

CABLE A TIERRA
Más allá del talento o las ganas que tengan nuestros hijos de seguir su vocación, es necesario aterrizarlos en cuanto a la realidad y demandas de cada carrera.

Hay carreras que requieren mucha dedicación de tiempo, por lo que hay que ayudarlos a entender si es o no concordante con el proyecto de vida personal.

Una buena opción es imaginar y visualizar como será su futuro trabajando en su pasión. ¿Te ves a ti mismo tocando en bares antes de llegar a grandes escenarios? ¿Crees que te gustaría más tener tu propio estudio de grabación?

Es necesario hacerles entender que muchas veces las carreras no tradicionales implican un nivel de esfuerzo y sacrificio mucho mayor que las demás para poder alcanzar el éxito.

Reportajes Relacionados

About Author

Carolina

(0) Comentarios de lectores

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *