Escrito por María José Correa / Nº 247 /  31 mayo 2017
Fantasía y realidad, ¿cómo la ven los niños?

El mundo de los niños es un lugar lleno de colores, texturas, música, cuentos y juegos. Un espacio que nos invita a viajar y explorar rincones mágicos, donde el uso de la imaginación es un requisito fundamental para poder comprender y disfrutar lo que, muchas veces, nuestra mente madura y a ratos poco lúdica no puede ver.

Imitar a los adultos que los rodean, disfrazarse, inventar personajes y lugares, son parte del fantástico universo de los niños. Es ahí donde se permiten expresar sus emociones, explorar sus sentimientos y socializar con sus pares, padres o profesores.

Durante la primera infancia, la fantasía se observa a través del juego, donde la imaginación es parte esencial en el repertorio de los niños. Jean Piaget, psicólogo y biólogo suizo, habla del juego simbólico como aquel donde existe una representación mental de la realidad que rodea a los pequeños. Es en esta etapa, donde los niños interiorizan lo que perciben del mundo y tratan de darle una explicación, experimentando a través de nuevas y diferentes posibilidades.

De acuerdo a Freud, la fantasía es un fenómeno inherente al pensamiento. Una actividad psíquica que está en la base del juego de los niños. Es mediante ella, con la cual enfrentan sus emociones y temores, proyectando en su mundo interno todo aquello que no pueden expresar en el mundo “real”.

Un mundo mágico

Si bien, los adultos somos capaces de pasar desde la fantasía al mundo real tantas veces como sea necesario, para los niños en edad pre-escolar esta tarea es algo mucho más complejo. Esto se debe a que el cerebro infantil no tiene la madurez ni el desarrollo necesario para que esto ocurra con tanta fluidez.

Como padres podemos acompañar y compartir sus aventuras, ya sea participando como una abuelita que está tomando un rico té, un policía que corre rápido por las calles o simplemente observar y dejarse encantar por tanta creatividad. Sin embargo, muchas veces nos preguntamos, ¿es normal tanta fantasía?

Si bien, lo niños en esta etapa son capaces de diferenciar lo que es real de lo que no lo es, hay veces que ambos mundos suelen mezclarse, llevándolos a contar cuentos que generalmente contienen un poco de realidad e imaginación. Cuando esto sucede, es importante no ridiculizarlos y pedirles que expliquen nuevamente lo que vieron o lo que les pasó. Dándoles una nueva oportunidad mediante preguntas directas podemos ir mostrándoles donde empieza lo real y termina la fantasía.

AMIGO IMAGINARIO
Generalmente aparece durante le edad preescolar, sin embargo, hay niños que nunca lo tienen. El amigo imaginario es una creación que los ayuda a sentirse acompañados, reír, jugar, conversar e incluso a veces retar o llamar la atención. En algunos casos, los niños depositan en él algunas características propias de cada uno, e incluso aspectos de ellos mismos que no les agradan y no saben cómo enfrentar.

¿Cuándo preocuparse? Por lo general la presencia de un amigo imaginario no debe crear preocupación alguna en los padres, ya que es un aspecto que favorece un desarrollo saludable en los niños. En caso de tener alguna duda sobre qué función está cumpliendo este amigo en su vida, pueden indagar preguntándoles qué les gusta de él o cómo se sienten cuando juegan juntos.

Es importante como papás estar atentos a qué tanta importancia cobra la presencia del amigo imaginario, si los juegos o actividades que hagan sean o no los adecuados para su edad, o si dejan de conversar o jugar con otros niños porque solo quieren estar con él.

Es importante aclarar que, siempre y cuando este personaje no esté reemplazando afectos, su presencia es muy saludable para nuestros niños y no hay que desincentivarlo. Esta es una etapa que suele finalizar entre los seis u ocho años, cuando los niños ya hayan desarrollado ampliamente las funciones del lenguaje, la lógica, la memoria y la inteligencia.

QUIÉN ES:
María José Correa es Psicóloga de la Universidad de los Andes y postítulo en Psicoterapia Estratégica Breve del Centro de Entrenamiento en Psicoterapia y Coaching MIP.

Reportajes Relacionados

About Author

Carolina

(0) Comentarios de lectores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *